Los Perros y la gran patrulla al servicio de la comunidad:

14-7-2017   Es un equipo de perros entrenados que colaboran con las tareas de seguridad, desde allanamientos, detección de estupefacientes hasta patrullaje. “Es parte de nuestro plan integral de seguridad que presentamos hace algunos meses,” destacó el Jefe de Gobierno porteño. El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, presentó la Patrulla Canina de la Policía de la Ciudad, un equipo de perros entrenados que colaboran con las tareas de seguridad, desde allanamientos, detección de estupefacientes hasta patrullaje. Rodríguez Larreta explicó que la Patrulla Canina “es parte de nuestro plan integral de seguridad que presentamos hace algunos meses”, el cual entre otras cosas incluye “que haya más policías en las calles”. “Estamos haciendo este trabajo de cambiar las tareas administrativas que hacían los policías y que salgan a la calle cada vez más. En muchos barrios ya recogemos de los vecinos que se empieza a ver”, dijo, y también mencionó “el trabajo para equipar a la policía, con chalecos y más patrulleros”. “Estamos haciendo este trabajo de cambiar las tareas administrativas que hacían los policías y que salgan a la calle cada vez más”. (Horacio Rodríguez Larreta) En esa línea, Rodríguez Larreta destacó esta medida que “es parte del plan integral” ya que “para algunas funciones el acompañamiento y la ayuda del perro es muy importante”. La Escuela de Canes es un área de la Policía de la Ciudad en donde se capacita al personal de la fuerza y se entrenan perros propios. Está ubicada en el predio del Instituto Superior de Seguridad Pública (ISSP) y cuenta con 16 perros de distintas razas, que son cuidados y entrenados por un equipo de veterinarios. De la actividad también participaron el vicejefe de Gobierno, Diego Santilli; el ministro de Justicia y Seguridad, Martín Ocampo; y el secretario de Seguridad, Marcelo D´Alessandro. Ocampo precisó que tanto perros como guías son capacitados “durante 15 días, 105 horas”, con lo cual “se construye una relación muy fuerte” entre ambos “que les da esa confianza que les permite hacer el trabajo”. La Escuela de Canes es un área de la Policía de la Ciudad en donde se capacita al personal de la fuerza y se entrenan perros propios. Los animales reciben una ejercitación diaria a través del juego, con elementos de entrenamiento que los capacitan para participar en allanamientos, tareas de prevención y seguridad. Estos perros son estables: sólo atacan si hay un riesgo real para sus guías u otras personas, o si reciben una orden en caso de una emergencia. La escuela capacita a instructores y guías en el adiestramiento y entrenamiento canino, y ofrece tres cursos para el personal policial: Guía de Canes Detectores de Explosivos, Guía de Canes Detectores de Narcóticos, y Guía de Canes de Seguridad. Una de las claves para el buen desempeño de los animales es la creación de un vínculo con los guías. Cada entrenador tiene una relación especial y particular con el perro, que incluye su cuidado. Los perros pueden responder a una persona individual o a una pareja de policías. El entrenamiento para los perros que trabajan en búsqueda y detección de narcóticos se hace por medio del juego. Los entrenadores esconden una toalla embebida de ácido acético y clorhídrico, y los perros deben buscarla asimilando el olor. Una vez que la detectaron, se sientan marcando el lugar. Los perros utilizados para la búsqueda de explosivos deben tener un temperamento tranquilo; cada vez que el animal encuentra pólvora, se lo premia con alimento. Una de las claves para el buen desempeño de los animales es la creación de un vínculo con los guías.

La Plaza Bruno Giordano:

14-7-2017   Las calles o espacios públicos a veces tienen nombres de dudoso merecimiento. No es el caso de la Plaza Giordano Bruno del barrio de Caballito. Es que Giordano Bruno fue un personaje muy especial, un libre pensador, un hombre inquieto que fue víctima de la inquisición por sus ideas contrarias a la Iglesia. Como Copérnico, Bruno pensaba que la tierra no era el centro del universo. Pero fue más allá. Él sostenía que vivimos en un universo infinito lleno de diferentes mundos en los que viven seres como nosotros que podrían rendirles culto a su propio Dios. Éstas y muchas otras ideas de carácter revolucionario  eran las que defendía. No es extraño que en el contexto de la inquisición haya tenido el final que tuvo. En el año 1600 al escuchar la sentencia que lo llevaba a la hoguera les dijo a sus verdugos: “El miedo que sentís al imponerme esta sentencia tal vez sea mayor que el que siento yo al aceptarla”. Por eso parece justo que la plaza ubicada entre las vías del Ferrocarril Sarmiento y las calles Rojas, Giordano Bruno, Neuquén, Parral y Bacacay fuera bautizada en el año 2003 con el nombre del librepensador italiano. En 2008 el espacio público creado en  el año 2000 fue reinaugurado incorporándose una nueva superficie cercana a las vías con canchas de fútbol y pádel, calesita y juegos infantiles. El espíritu de libertad de Giordano Bruno sobrevuela por allí.

Los derechos humanos son importantes en la Comuna 5

Por  un hecho de violencia perpetrado por las fuerzas de seguridad en el barrio de Boedo, la Comuna 5 organizó una jornada sobre migración y Derechos Humanos. En mayo pasado, la Policía de la Ciudad detuvo a un inmigrante senegalés en el barrio de Boedo sin motivo alguno. Esto generó un escenario de inusual violencia perpetrado por las fuerzas de seguridad que involucró a seis patrulleros, vecinos golpeados, un grupo de infantería frente a la comisaría, una brigada de Migraciones y una causa judicial.

Asi a las numerosas quejas que los vecinos realizaron ante la Junta Comunal 5 por aquel episodio, el martes pasado el Área de Derechos Humanos a cargo del comunero Mario Reina (peronismo-UPCN), conjuntamente con la Defensoría del Pueblo de la Ciudad, realizaron la jornada “Ningún ser humano es ilegal – Migrantes y Derechos Humanos”. “No solo la idea es brindar un servicio de información y asesoramiento a nuestros vecinos migrantes. Es también una respuesta a la preocupación que nos provoca esta clase de procedimientos tendientes a tratarlos como criminales. El Área de Derechos Humanos de esta Junta considera este hecho puntual, un peligroso retroceso que esperamos no vuelva a repetirse en plena vigencia del Estado de derecho que nos garantiza la Constitución”, manifestó Reina. “A este hecho se le suma la inseguridad creciente que viene castigando la zona sur en nuestra Comuna 5. Creemos que la Policía de la Ciudad debería estar más atenta a brindar seguridad y no generar criminalidad donde no existe. La Junta Comunal solicitó oficialmente por nota una reunión al Ministro de Justicia y Seguridad, Martín Ocampo, y todavía a la fecha no recibimos respuesta alguna”, concluyó. La jornada consistió en puestos de información y difusión apostados durante la mañana en varias esquinas de la Comuna, en los que se asesoró a las vecinas y vecinos migrantes que se acercaron. Luego por la tarde se realizó un taller en la Sede Comunal, a cargo del propio Reina junto a funcionarios de la Subdirección de Migraciones y la Subdirección de Seguridad Ciudadana y Violencia Institucional de la Defensoría del Pueblo.